Soto pega dos dobletes en éxito de Nacionales

351

Anthony Rendon conectó un sencillo de dos carreras con un out en la novena entrada y los Nacionales de Washington superaron a los Marlins de Miami 7-6 el viernes por la noche para su séptima victoria en ocho juegos.

Rendon tuvo tres hits y empujó tres carreras, dándole 107 carreras impulsadas para los líderes de comodines de la Liga Nacional.

Los Marlins establecieron un récord de franquicia con su decimotercera derrota consecutiva. Después de que Starlin Castro bateó un jonrón de dos carreras contra Daniel Hudson (8-3, 2-0 con Washington) en la parte superior de la novena para una ventaja de 6-5, los Nacionales se recuperaron. Howie Kendrick abrió con un sencillo contra Ryne Stanek (0-3, 0-2 para los Marlins). Trea Turner siguió con una caminata.

Por los Nacionales, Juan Soto produjo dos dobletes, empujó dos vuelats para llegar a 90; Víctor Robles se fue de 4-1. Por los Marlins, Starlon Castro produjo jonrón y sencillo, remolcó tres carreras.

CACHORROS 7
CERVECEROS 1

(AP) Chicago.

Nicholas Castellanos pegó un par de jonrones, el colombiano José Quintana llevó una blanqueada hasta el sexto inning y los Cachorros de Chicago consiguieron el viernes su cuarta victoria consecutiva, esta vez 7-1 sobre los Cerveceros de Milwaukee.

Castellanos, que se voló la barda ante Chase Anderson en cada uno de sus primeros dos turnos al bate, tiene 11 cuadrangulares en 27 juegos con los Cachorros

METS 11
FILIS 5
Filadelfia.

De pie en la oficina del gerente visitante en el Citizens Bank Park antes del enfrentamiento del viernes con el as de los Filis, Aaron Nola, el gerente de los Mets, Mickey Callaway, reconoció que su club tenía un “orden alto frente al equipo, y debian lograr la victoria.

Los Mets, gracias a una fuerte apertura de Zack Wheeler, los Mets pudieron hacer lo suficiente contra Nola antes de atacar por todo el bullpen de Filadelfia, liderado por un juego de dos jonrones de Todd Frazier, quien remolcó seis vueltas en una victoria por 11-5.

La victoria rompió una racha perdedora de seis juegos y mantuvo a Nueva York a cinco juegos de los Cachorros para el último lugar en el comodín de la Liga Nacional.