Percival es el líder de salvamentos de todos los tiempos en los Angelinos

147

Aquí, los cinco mejores relevistas en la historia de los Angelinos, según el reportero de MLB.com, Rhett Bollinger, quien cubre a los Angelinos. Anteriormente cubrió a los Mellizos desde 2011-18.

1) Troy Percival, 1995-2004

Dato clave: El líder de salvamentos de todos los tiempos en el equipo con 316

Percival era receptor cuando fue seleccionado por los Angelinos en la sexta ronda del Draft amateur de 1990. Pero luego de que bateara .203 sin conectar jonrón alguno en 29 compromisos por Clase-A Boise en aquel 1990, la organización lo convirtió en relevista. Percival automaticamente se estableció en uno de los mejores brazos del bullpen en la finca del club.

Percival causó sensación como novato en 1995 al registrar promedio de carreras limpias de 1.95 y abanicar a 94 bateadores en 74.0 innings, para terminar en el cuarto lugar en la votación para el Premio Cy Young de la Liga Americana. Percival reemplazó al Salón de la Fama Lee Smith como taponero del club en 1996, campaña en la que el primero tuvo efectividad de 2.31 con 36 rescates y 100 ponches en 74.0 entradas y fue convocado al Juego de Estrellas por primera vez.

Percival fue seleccionado para el Clásico de Media Temporada nuevamente en 1998, 1999 y el 2001, antes de jugar un papel clave en el primer título de Serie Mundial de la franquicia en el 2002. El derecho tuvo promedio de carreras limpias de 1.92 con 40 rescates y 68 ponches en 56.1 episodios esa temporada.

En los playoffs, Percival tuvo siete rescates en igual número de oportunidades, empatando un récord de Grandes Ligas de salvamentos en una postemporada. En 9.2 innings de labor, tuvo efectividad de 2.79 con 10 ponches. También se apuntó un rescate memorable en el Juego 7 de la Serie Mundial contra los Gigantes en el Angel Stadium.

2) Francisco Rodríguez, 2002-2008

Dato clave: Fijó el récord de Grandes Ligas de rescates en una temporada con 62 en el 2008

Rodríguez firmó con los Angelinos como abridor en 1998, pero se convirtió en relevista en el 2002 y tomó vuelo rápidamente con su estrafalario movimiento hacia el plato y un slider casi imbateable. El venezolano hizo su debut de Grandes Ligas en septiembre del 2002 a sus 20 años e igualó el récord de Grandes Ligas de Randy Johnson con cinco victorias en la postemporada, en la que tuvo efectividad de 1.91 con 28 ponches en 18.2 innings de labor.

Rodríguez fue el preparador de mesa de Percival en el 2003 y el 2004–año en el que fue convocado al Juego de Estrellas por primera vez–registró promedio de carreras limpias de 1.82 y abanicó a 123 bateadores en 84.0 episodios. Rodríguez terminó en el cuarto lugar en la votación para el Premio Cy Young de la Liga Americana esa temporada. El caraqueño encabezó las Mayores en salvamentos con 45 en el 2005 y con 47 en el 2006 y fue convocado al Juego de Estrellas nuevamente en el 2007 y el 2008.

La última campaña de Rodríguez con el club fue el del 2008, una de las mejores en la historia de la franquicia, ya que el derecho fijó un récord de Grandes Ligas al salvar 62 juegos. También encabezó la Liga Americana con 76 presentaciones aquella campaña y tuvo promedio de carreras limpias de 2.24 con 77 ponches en 68.1 entradas de labor. Después del 2008, Rodríguez firmó con los Mets como agente libre y lanzó nueve años más en las Mayores.

En siete temporadas con los Angelinos, Rodríguez tuvo efectividad de 2.35 con 208 salvamentos y 587 ponches en 451.2 episodios.

3) Scot Shields, 2001-2010

Dato clave: Ocupa el segundo lugar en juegos lanzados (491) en la historia de los Angelinos, detrás de Percival

Shields nunca fue cerrador de tiempo completo en los Angelinos, pero en sus 10 campañas con el club se destacó como uno de los mejores relevistas de Grandes Ligas. Tras ser seleccionado en la 38va ronda del Draft amateur de 1997, Shields debutó en las Mayores en el 2001, temporada en la que trabajó 11.0 innings en blanco. En su campaña de novato en el 2002, registró efectividad de 2.20 en 49.0 entradas en la ronda regular. En dos presentaciones en la Serie Mundial ese año, Shields cedió dos cuadrangulares en 1.2 innings, pero consiguió un anillo y posteriormente se convirtió en baluarte del bullpen de los Angelinos.

En sus 10 campañas con el club, Shields tuvo promedio de carreras limpias de 3.18 con 631 ponches en 697.0 capítulos. En 17 presentaciones de por vida en la postemporada, su efectividad fue de 3.20.

4)Bryan Harvey, 1987-1992

Dato clave: Encabezó la Liga Americana en rescates en 1991 con 46_

Luego de lanzar cinco innings en blanco en 1987 en su primera probadita de las Mayores, Harvey se convirtió en cerrador del club y desempeñó ese papel de 1988 a 1992. El diestro terminó segundo en la votación para el Premio al Novato del Año de la Liga Americana en 1988, temporada en la que tuvo promedio de carreras limpias de 2.13, 67 ponches en 76.0 episodios y 17 rescates. Harvey tuvo su mejor campaña en 1991 al dejar efectividad de 1.60 y encabezar la Liga Americana con 46 salvamentos y las Grandes Ligas con 63 presentaciones, a la vez que abanicó a 101 bateadores en 78.2 entradas. El diestro fue convocado al Juego de Estrellas esa temporada y terminó en el quinto lugar en la votación para el Premio Cy Young del Joven Circuito.

En seis campañas con los Angelinos, Harvey tuvo promedio de carreras limpias de 2.49 con 365 ponches en 307.2 entradas. Sus 126 salvamentos con el club lo colocan en el tercer lugar en la historia de la franquicia

5)Brendan Donnelly, 2002-2006

Dato clave: Fue convocado al Juego de Estrellas en el 2003

Como Shields, Donnelly nunca fungió como cerrador de tiempo completo de los Angelinos, pero fue un excelente preparador de mesa en su estancia con el club. Donnelly tuvo una trayectoria poco convencional hacia las Mayores, ya que tenía 30 años en su campaña de novato en el 2002. El diestro ayudó a los Angelinos a llegar a la Serie Mundial esa temporada al registrar promedio de carreras limpias de 2.17 en 49.2 innings. También trabajó 7.2 entradas en blanco ante los Gigantes en la Serie Mundial.

Donnelly fue convocado al Juego de Estrellas en el 2003, luego de dejar efectividad de 1.58 en 74.0 innings. En cinco campañas con los Angelinos, tuvo marca de 23-8 con promedio de carreras limpias de 2.87 y 295 ponches en 295.0 entradas.