Iglesia Católica propuso al Gobierno que, de iniciar actividad comercial, se mantengan cerrados discotecas y bares

126

La iglesia Católica planteó que el reinicio de la actividad comercial en el país se haga con la firma de un protocolo entre el Gobierno y las empresas, que asegure que los empleados asuman con responsabilidad las precauciones que se requieran para evitar la propagación del coronavirus.

De igual forma, propone que cuando esto suceda se mantengan cerrados los centros como discotecas y bares.

Invita a fortalecer el cumplimiento de las disposiciones sobre el distanciamiento social y el confinamiento en las casas en el horario establecido y educar al pueblo para cuando retorne de manera progresiva a la normalidad.

Asegura que preparan unas reglas para ser cumplidas en los templos  cuando  llegue el momento de abrirlos templos, y de esta forma evitar aglomeraciones de personas.

Este protocolo establecería medidas de “disciplina y control” que aún no han sido descritas por los obispos auxiliares de Santo Domingo, Monseñor Ramón Benito Ángeles Fernández y Monseñor Faustino Burgos Brisman, quienes  informaron sobre la creación de este nuevo ceremonial que se implementaran en las parroquias y capillas del país.