Guaidó intenta poner la casa en orden tras casos de corrupción que involucran a diputados opositores

522

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, anunció la intervención y reestructuración de la Comisión de Contraloría del Parlamento en medio de señalamientos de presuntos casos de corrupción entre diputados de la oposición y confirmó que los congresistas están separados de sus funciones mientras se adelantan las investigaciones.

“La corrupción no puede ser aceptada ni tolerada por ningún miembro de la sociedad por eso venimos a tomar medidas inmediatas para rectificar y develar las acciones que se hayan podido ejecutar desde un espacio sagrado como es el Parlamento”, dijo Guaidó en una conferencia de prensa.

Guaidó ya había manifestado en su cuenta de Twitter que no permitiría que la corrupción ponga en riesgo “todo cuanto hemos sacrificado por recuperar la Libertad. Ni al régimen ni a un grupito de inmorales que quieren fracturar a los venezolanos. No vamos a tapar los delitos de nadie: olvídense de eso”.

Enfatizó que a diferencia de la “dictadura” chavista que afirmó tiene 20 años guardando silencio ante la corrupción, su gobierno ha tomado medidas inmediatas para realizar los correctivos que sean necesarios

El anuncio de Guaidó se produce horas después de que el portal venezolano informativo Armando.Info publicó la investigación “¿Necesita lavar su reputación? Se alquilan diputados para tal fin”.

En el reportajse se señalan a varios congresistas de presuntamente realizar trámites para evitar que agencias gubernamentales internacionales investigaran a empresarios vinculados a los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), un programa de distribución de alimentos de Maduro.

“Parlamentarios de varios partidos políticos de oposición se vienen prestando desde hace algunos meses para hacer por encargo gestiones informales ante organismos como la Fiscalía de Colombia o el Departamento del Tesoro de EEUU. Emiten cartas de buena conducta a favor de los responsables de los negociados en torno a las importaciones para los combos CLAP, con el objetivo de que esos organismos absuelvan o dejen de investigar a empresarios como Carlos Lizcano, subalterno de los ya internacionalmente sancionados Alex Saab y Álvaro Pulido”, detalló el portal.

Guaidó dijo que otras de las medidas es anular los documentos emitidos mediante la Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional y los diputados involucrados serán removidos de todas sus funciones en el Parlamento.