Grupos en Salcedo piden a los jueces decidirse siempre por la prisión contra agresores de mujeres

400

SALCEDO, Hermanas Mirabal. Varias organizaciones de la sociedad civil montaron este martes una vigilia frente al Palacio de Justicia de este municipio en reclamo de que los jueces no emitan las garantías económicas a favor de los agresores de las mujeres.

Con pancartas en manos, en cuyos mensajes se le leía: “Los jueces tienen hijas” y los “Puñetazos a las mujeres se pagan con cárcel”, dirigentes comunitarios, políticos y de organizaciones femeninas denunciaron que más del 60 por ciento de los casos de agresiones físicas contra las féminas a los agresores se les dicta una garantía económica por parte de los magistrados que imparten justicia en el país.

“No es posible que tengamos cerca de un 61 por ciento de garantías económicas a favor de los agresores contra nuestras mujeres en esta provincia, esto hay que pararlo cuanto antes para evitar que sigamos teniendo más víctimas de la violencia intrafamiliar”, exclamó el ex vicepresidente de la República Jaime David Fernández Mirabal, quien se sumó a la protesta cívica frente al Palacio de Justicia de aquí.

Del mismo modo, la alcaldesa María Ortiz demandó de los jueces poner un paro a las garantías económicas, ya que esa medidas de coerción pone en riesgo a las víctimas.

Linabel González, directora de la Oficina para el Desarrollo de la Mujer, exhortó a todas las organizaciones sociales, juntas de vecinos y grupos profesionales a rechazar esa medida de coerción dictada por los jueces.

“Los jueces también tienen hijas o son padres de familias”, reza uno de los mensajes de las pancartas.

La manifestación se realizará todos los meses en esta localidad, hasta que se logre disminuir las decisiones judiciales a favor de los agresores contra las mujeres.

Varios contingentes policiales estuvieron vigilando la protesta, aunque no se produjo desórdenes.