El jueves es el último día para que los neoyorquinos que faltan se hagan contar en el Censo 2020

472

Una labor maratónica es la que harán este jueves líderes comunitarios, voluntarios y representantes de la Ciudad de Nueva York, para que más neoyorquinos sean contados en el último día del Censo 2020, luego de que la Corte Suprema de Justicia ordenara que el conteo, que se hace cada 10 años, termine este 15 de octubre, en vez del 31 como estaba previsto.

Y aunque la decisión fue recibida como un balde de agua fría en la Gran Manzana, cuando el nivel de participación directo en el Censo ha sido del 61.5%, es decir 5% por debajo del nivel nacional, la meta concreta para las próximas 24 horas es una sola: contar a la mayor cantidad de neoyorquinos que no se han contado.

Así lo anunció Julie Menin, directora de la Oficina del Censo de Nueva York, quien tras calificar de “inconcebible y vergonzosa” la decisión del Tribunal Supremo, hizo un llamado a los habitantes de los cinco condados que no han llenado el formulario del conteo para que aprovechen las últimas horas que quedan.

Menin destacó que a pesar de los inconvenientes que se generaron tras la pandemia del COVID-19, y que todavía un gran porcentaje de hogares siguen sin hacerse contar de manera directa, la Gran Manzana presentó varios progresos con respecto al Censo del 2010. “Logramos acortar la brecha con respecto al promedio nacional. Hoy estamos a 5% de ese nivel y hace 10 años esa cifra fue del 14%”.

Meeta Anand, de la oragnización New York Inmigration Coalition, explicó que aunque la decisión de la Corte Suprema de acortar el plazo final del Censo fue apelada, esa diligencia pudiera tomar varios días antes de emitirse una respuesta, por lo que prefirió ser cruda y directa.

“El plazo que tenemos es este 15 de octubre, por eso tenemos que llenar el Censo inmediatamente y estar vigilantes”, dijo la activista.