China amenaza a EE.UU. con una “respuesta apropiada” por las restricciones contra sus medios de comunicación

298

China ha amenazado este martes con lanzar una “respuesta apropiada” a Estados Unidos, después de que el Gobierno estadounidense designara este lunes como misiones extranjeras a cuatro grandes medios de comunicación del país asiático.

Según declaró en una sesión informativa el portavoz de la Cancillería china, Zhao Lijian, la decisión del Departamento de Estado de EE.UU. supone una “supresión política descarada de los medios chinos” que “expone aún más la hipocresía de la llamada libertad de expresión y de prensa de la que a EE.UU. le gusta hacer alarde”, recoge sus palabras AFP.

Si Washington no “rechaza esta mentalidad de la Guerra Fría y su sesgo ideológico”, Pekín “no tendrá más remedio que dar una respuesta adecuada”, advirtió el vocero chino.

¿Qué ocurrió?

La declaración de Lijian se produce después de que el principal diplomático estadounidense para Asia Oriental, David Stilwell, designara como misiones extranjeras a cuatro grandes medios chinos —Televisión Central de China (CCTV), el Servicio de Noticias de China, People’s Daily y Global Times— con el fin de “aumentar la transparencia de estas y de otras actividades de propaganda gubernamental” de China en EE.UU.

“El Partido Comunista no solo ejerce el control operativo sobre estas entidades de propaganda, sino que también tiene control editorial total sobre su contenido […] Esta designación de misión extranjera es un paso obvio para aumentar la transparencia de estas y otras actividades de propaganda gubernamental de la República Popular China en EE.UU.”, afirmó Stilwell.

De momento, los cuatro medios deberán presentar una lista del personal que trabaja en el país norteamericano, así como sus propiedades inmobiliarias. Bajo esta figura, el Gobierno podría limitar la cantidad de trabajadores y ordenar que varios de ellos salgan de EE.UU. Sin embargo, todavía no hay una orden al respecto.

‘Frente mediático’ entre China y EE.UU.

Las cuatro entidades se suman a otras cinco agencias de noticicas chinas, entre ellas Xinhua y China Global Television Network, cuyo estatus fue revisado en febrero.

Pekín respondió en marzo revocando las credenciales de prensa de los periodistas de nacionalidad estadounidense que trabajan en China para The Wall Street Journal, The New York Times y The Washington Post.