Cargas policiales y disturbios en el segundo día de protestas en España por la detención del rapero Pablo Hasél

3134

En España, por segundo día, se registran fuertes protestas, con cargas policiales y disturbios, por la detención del rapero Pablo Hasél, ocurrida durante la mañana del lunes.

Una de las mayores manifestaciones se realizó en Barcelona, en la zona Jardinets de Gracia de la capital catalana, donde hay una fuerte presencia de los Mossos d’Esquadra. Esta movilización fue convocada por los Comités de Defensa de la República (CDR) y arrancó a las 19:00 horas.

“Barcelona antifascista” y “Libertad, Pablo Hasél” fueron algunos de los cantos que se oyeron en la multitudinaria protesta, donde los asistentes iban andando, en bicicleta, en patines o en monopatín.

Tras un rato de marcha, comenzaron los choques entre la Policía y los congregados, luego que los uniformados hicieran unas detonaciones para impedir el avance de los asistentes.

Algunos de los manifestantes tomaron contenedores de basura y los lanzaron, junto con piedras, contra los vehículos de los Mossos, en respuesta a las balas de goma que recibían. Otros armaron una barricada en las inmediaciones de la plaza de Urquinaona, donde encendieron fuego a desechos, que fue apagado por bomberos que llegaron minutos después.

Una situación similar se registró en la Plaza de Cataluña, donde otros asistentes a la manifestación tomaron los contenedores de basura y les prendieron fuego. Minutos más tarde, los focos fueron atendidos por los bomberos, una vez que la Policía dispersó a los descontentos.

Según los Mossos d’Esquadra, se registraron encontronazos similares entre la Policía y los manifestantes, así como levantamiento de barricadas, en Girona y en Lleida. También hubo manifestaciones en Tarragona.

En Lleida, parte las personas que tomaron parte en la protesta llegaron hasta las inmediaciones de la cárcel de Ponent, donde se encuentra recluido el rapero y también quemaron contenedores frente al recinto penitenciario. La Policía, no obstante, logró disolver la concentración.

La intervención de la Policía se saldó con la detención de un total de 29 personas en la noche de este miércoles en distintos puntos de Cataluña.

En este apartado de los protestas en tierras catalanas, ha trascendido que una manifestante herida en la tarde del martes por el impacto de una pelota de goma en la cara ha perdido finalmente el ojo.