Argentina prohíbe varios concursos de belleza por sexistas

529

Estar soltero. Tener entre 18 y 25 años de edad. No estar embarazada o tener hijos dependientes. Estos son tres de los requisitos requeridos para los solicitantes de la Reina Nacional del Mar en el concurso que se organiza desde 1910 en Mar del Plata, la estación de verano más popular en Argentina. Los requisitos se repiten en la mayoría de las competiciones similares que tienen lugar en todo el país – y el continente – para coronar a las mujeres más bellas.

Estos concursos han resistido más de un siglo, pero por primera vez son seriamente cuestionados por los sexistas como parte del debate abierto sobre las raíces de la violencia de género en Argentina, donde una mujer es asesinada cada 30 horas en promedio. Algunas competiciones han sido eliminadas, mientras que otras, como Mar del Plata, han sido modificadas.

Los doce finalistas que desfilarán este jueves por los escalones de la Playa Grande romperán la tradición de posar en trajes de baño bajo la presión ejercida por decenas de organizaciones locales. La semana pasada, el concurso Miss Cola Reef fue cancelado en la misma ciudad, otorgando desde 1993 el candidato con el mejor culo.

“¿Qué mensaje le envía la organización a la sociedad de un concurso de belleza? ¿Qué dice que el organizador de ese concurso es el Estado?” También es una cuestión de cuánta influencia el crecimiento de la violencia influye en el hecho de que el Estado deflase las políticas públicas que deben hacer contribuciones para prevenir y proteger contra la violencia de género y en su lugar promover estas competiciones “, dijo el grupo feminista Ni Una Menos De Mar del Plata en referencia al concurso de la Reina Nacional del Mar, organizado por el Cuerpo Municipal de Turismo.

El documento, al que suscriben 40 ONG, considera que el evento es “sexista y misógino” y que su difusión viola la ley al publicar “imágenes estereotipadas” que “construyen patrones socioculturales que reproducen la desigualdad o generadores de violencia contra las mujeres”. En esta ciudad costera, ubicada a 400 kilómetros al sur de Buenos Aires, hace menos de tres meses un feminicidio salvaje, el de Lucia Pérez. Este adolescente de 16 años fue drogado, pandilla violada y empalada y murió por el dolor que los abusadores le infligieron.

El mensaje ha recibido aplausos y críticas en las redes sociales. Entre estos últimos, la actual reina nacional del mar, Natalia Comuzzi, que considera que la erradicación del certamen no garantiza “que la violencia de género vaya a terminar”, insta a educar a los niños “a partir del ejemplo y no de un discurso vacío “Y reclama al grupo Ni Una Menos que deja de” restringir nuestras libertades ”
Ya hay varias ciudades argentinas que han prohibido en el último año sus concursos de belleza, entre ellos Chivilcoy (provincia de Buenos Aires), Gualeguaychú (Entre Ríos) y Viedma (Río Negro). Algunos están considerando suspender la próxima edición. Otros los defienden con la armadura. La desaparición de estas competiciones del siglo XX avanza, pero lentamente.