El arzobispo auxiliar de la arquidiócesis de Santo Domingo, monseñor Ramón Benito Ángeles llamó a la sensatez y cordura a la ciudadanía al tiempo que aprovechó la ocasión para pedir que los estamentos de la sociedad, líderes políticos y funcionarios públicos actúen apegados a la ética.

“Entendemos que no basta la sola denuncia de lo malo para llegar a cambiar las cosas. Es necesario ser propositivos y proactivos, aportando cada cual su grano de arena, es decir, realizando de forma correcta la tarea que le corresponde a la sociedad”, dijo Benito Ángeles, durante la homilía del tradicional Te Deum en la Catedral Primada de América como parte del 175 aniversario de la Independencia Nacional.

Exhortó a la población a la conquista de la honestidad, vocación de justicia, de servicio, disciplina, cortesía y discreción.

“Restauremos la confianza, el optimismo y la esperanza de un futuro promisorio. Pedimos al Señor, fuente de toda sabiduría, que ilumine al pueblo dominicano y a todas las autoridades, en el 175 aniversario de su Independencia, teniendo como centro y motivación de nuestro vivir y servir a Dios, la Patria y la Libertad”, manifestó.

A la misa de esta tarde asistió el presidente de la República, Danilo Medina; la Primera Dama, Cándida Montilla; la vicepresidenta de la República, Margarita Cedeño, al igual que funcionarios y personalidades de la política dominicana.

Este miércoles se conmemora el 175 aniversario de la Independencia. Esta mañana Medina rindió cuentas, como cada 27 de febrero, ante la Asamblea Nacional.