San Francisco de Macorís- Un joven herido de bala, todas las actividades de esta ciudad y la comunidad de Cenoví paralizadas, es el resultado de las protestas hasta esta noche luego que se le diera lectura a la sentencia que condenó a Marlin Martínez a cinco años de prisión y a su hijo a 30.

Ambos fueron condenados por el asesinato de la adolescente Emely Peguero, estableciendo sectores que deploran la medida en el caso de Marlin, que necesariamente tiene que ser apelada.

Dejar respuesta