La Vega.- El Obispo Emérito de la Diócesis de La Vega, Monseñor Antonio Camilo González manifestó su preocupación por los niveles de violencia física y moral en contra de la mujer y de la vida que vive la República Dominicana y se lo atribuye a la desintegración y crisis familiar que padecen los dominicanos.

Entrevistado para el periódico Caoba Digital, el prelado católico aseguro que también el machismo es otro elemento que motiva a la violencia intrafamiliar. Sin embargo Monseñor Camilo aboga por el dialogo y la comunicación entre el esposo y la esposa, para que sus hijos puedan copiar lo positivo en el hogar y aprendan a querer a sus padres y sus madres y ver con amor a la humanidad.

“La violencia es un microbio que esta aposentado en el corazón, de los seres humanos, por eso una persona que no tiene experiencia de que lo han amado y querido, entonces difícilmente va a saber querer, y se necesita por tanto, que los padres expresen  su amor a sus hijos y aprendan de ese sentimiento” dice Monseñor Camilo González.

El Obispo emérito de La Vega, dijo que el amor en una familia no es solo sentimiento, sino que nos tiene que llevar a la responsabilidad, el hombre como hombre, y la mujer como mujer del hogar y de la familia y que entonces los hijos puedan generar amor.

En cuanto a la caminata que cientos de hombres realizaron el pasado miércoles en contra de la violencia a la mujer, Monseñor Camilo valoro de positivo, por entender que en una familia ambos son responsables de mantener el respeto y educar a sus hijos.

 

Dejar respuesta