BONAO. Más de cinco mil tareas sembradas de arroz, plátanos, yuca, maíz, cacao y otros frutos menores fueron destruidas por las últimas lluvias que inundaron extensas zonas agrícolas de esta provincia, San Fran Francisco de Macorís y La Vega, según productores entrevistados.

Específicamente en los municipios de Maimón y Piedra Blanca, además de dañar los cultivos, las lluvias también destruyeron miles de tareas sembradas de pasto para el ganado.

Actualmente, técnicos del Ministerio de Agricultura realizan un levantamiento de las pérdidas económicas de los cosecheros, que de antemano son millonarias, si se toma en cuenta que gran parte de los productos estaban listos para recoger o se encontraban en etapa de madurez.

Los municipios más afectados por las lluvias en la provincia Duarte, son Villa Riva, Arenoso, Pimentel, la Reforma, Barraquito, Paraguay, Cristal, los Peynados, las Coles y Guaraguao.

Al hablar en nombre de los cosecheros de arroz, Teódulo Mateo, declaró que las pérdidas son cuantiosas y que más de cinco mil tareas solamente del cereal fueron arruinadas, ya que llevan más de 10 días inundadas.

Dijo que la mayor parte del arroz estaba espigando y madurando, pero con esa situación es difícil recuperar algo del producto.