Ocurrió un apagón general por la caída de  decenas de postes del tendido eléctrico en los municipios Río San Juan, Cabrera, El Factor y Nagua.

María Trinidad Sánchez.- Al menos 42 casas destruidas y otras inundadas, árboles derrumbados, calles anegadas por el mar,  y casi tres mil personas desplazadas, ha sido el resultado hasta el momento de los efectos del huracán Irma en el municipio Nagua.

Los desplazados han sido llevaros a los albergues oficiales y a casas de familiares. Además, los efectos del fuerte fenómeno causaron pánico a muchos habitantes, ya que hubo oleajes con hasta 15 y 20 pie de altura.

Ocurrió un apagón general por la caída de  decenas de postes del tendido eléctrico en los municipios Río San Juan, Cabrera, El Factor y Nagua.

Así lo confirmó el gobernador provincial Napoleón Almonte Jiminián,  presidente del comité provincial de emergencia de María Trinidad Sánchez,  quien señaló que en la destrucción de viviendas los afectados  perdieron  todos sus ajuares, y la mayoría se encontraban en los refugios.

Añadió que los afectados son de las comunidades de Boba y El Juncal  y que están acudiendo con ayudas  a 38 centros con casi tres mil albergados, donde se les está suministrando alimentos, colchones, frazadas. Los afectados están en escuelas, iglesias y centros comunales,  porque el único objetivo  es  a salvar vidas y propiedades.

Precisó el representante del Presidente  en la provincia María Trinidad Sánchez, que además en Las Cejas y Pescadero del distrito municipal San José de Matanzas,  hay inundaciones