El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, anunció hoy su decisión de romper relaciones diplomáticas y políticas con el Gobierno de Estados Unidos, al que acusa de “intervencionismo” en el país y dio 72 horas para que abandone la embajada.

“He decidido romper relaciones diplomáticas y políticas con el gobierno imperialista de los Estados Unidos”, dijo Maduro desde la sede presidencial y anunció que el personal diplomático de EE.UU. que vive en Venezuela tiene 72 horas para abandonar el país.