SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La Iglesia Católica pidió este lunes a los dominicanos actuar con prudencia y responsabilidad durante la celebración de Nochebuena y Navidad, y los instó a participar de los actos litúrgicos preparados por la Iglesia.

El obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Santo Domingo, monseñor Benito Ángeles, llamó a evitar las imprudencias para que no haya pérdidas de vidas, ya que las celebraciones navideñas deben tener un sentido cristiano, que promueva la unidad familiar y la comunión con Dios.

“Pero que no sólo se quede en lo familiar, que también sirva para hacer una extrapolación humana y de una manera de conciencia ciudadana, para que esta Navidad no tenga los efectos negativos de muerte como ha tenido en otras ocasiones”, manifestó.

Dijo esperar no volver a ver en la prensa noticias que no son favorables para la nación, en el orden de la prudencia, de la responsabilidad, del cuidado que se debe tener con la vida de los demás.

Benito Ángeles recordó que muchos de los accidentes son producto de imprudencia generada por el alcohol, “entonces vamos a tener prudencia, porque tenemos que aprender a unir lo divino y lo humano, porque eso es lo que celebramos”.

Indicó que el motivo principal de la Navidad es el nacimiento de Jesús, “entonces todas las familias y las nominaciones cristianas y todo el que tenga sentido de la Navidad debe sacar un rato para orar y meditar sobre la palabra de Dios, y también sacar una rato para dialogar en familia”, sostuvo.

El sacerdote católico dijo que este es un momento para que la familia se reconcilie ya que hay mucha división en los hogares, con mucha necesidad de diálogo y de perdón, “hay muchas familias que están separadas y no se visitan, también muchos hijos que tienen a sus propios padres abandonados”