El Barcelona se metió por noveno año consecutivo en las semifinales de la Copa del Rey este miércoles tras ganar 6-1 al Sevilla en la vuelta de cuartos del torneo del KO, con un doblete de Coutinho.

El Barça, que había caído 2-0 en la ida, levantó la eliminatoria con un primer gol de penal de Coutinho (13), al que siguió un tanto de Ivan Rakitic rematando un pase filtrado (31).

Coutinho repitió al rematar de cabeza un centro de Suárez (53) y Sergi Roberto soltó un disparo cruzado en el área para hacer el 4-0 definitivo (54), antes de que Arana hiciera el gol del honor sevillista (68).

Luis Suárez certificó el pase a semifinales haciendo el 5-1 (88) al culminar una contra, dejando prácticamente para la anécdota el gol de Messi (90+2).

“El equipo tiene que asumir el 6-1 pero la realidad es que hemos hecho méritos para que el resultado no fuera tan abultado”, dijo el técnico del Sevilla, Pablo Machín, a los medios de su club.

– En busca de la quinta Copa –

El ganador de las últimas cuatro Copas del Rey sigue en la carrera por lograr su quinto trofeo consecutivo, algo que no ha conseguido nadie en los 117 años de historia de esta competición.

Tras caer en la ida con un equipo plagado de suplentes, el Barcelona salió este miércoles con su equipo de gala dispuesto a levantar la eliminatoria.

“Ha habido momentos puntuales en el que el partido se ha podido decantar de una manera o de otra, pero está claro que hemos salido muy determinados a poder pasar”, aseguró el entrenador azulgrana, Ernesto Valverde, tras el encuentro.

Liderado por Leo Messi, que se multiplicó para llevar el balón hacia delante, el Barça acosó a un Sevilla encerrado atrás, que buscaba sus oportunidades con rápidos zarpazos al contraataque.

Una caída en el área de Messi tras tropezar con Quincy Promes fue sancionada con un penal que transformó Coutinho (13).

El gol espoleó al Barça, que se animó aún más cuando Éver Banega falló un penal que detuvo Cillessen (27).

Apareció entonces Arthur para meter un balón filtrado al área para Rakitic, que tocó lo justo para hacer el 2-0 (31) con el que el partido se fue al descanso.

Tras la pausa, el Barça siguió en la misma línea con Suárez moviéndose delante de un lado a otro junto a Messi.

El uruguayo metió un centro desde la derecha que cabeceó Coutinho para hacer el 3-0 (53) que daba la vuelta a la eliminatoria y de paso daba moral a un jugador cuestionado en los últimos tiempos.

– Momentos de desconcierto –

Apenas un minuto después Sergi Roberto aprovechaba un pase al hueco de Messi en el área para hacer el 4-0 (54).

El Barça pasó entonces por sus minutos más complicados, dando la impresión de no saber si cerrarse atrás o seguir apretando para meter un quinto tanto.

En medio de esos momentos de desconcierto el brasileño Arana soltó un zapatazo (68) para recortar distancias y poner el susto en el Camp Nou, ya que un segundo gol visitante en ese momento habría supuesto la eliminación del Barça.

Dejar respuesta